Divorcios de verano

Hace dos semanas, me entrevistaron en Canal Sur sobre el aumento de las rupturas matrimoniales en la época estival. Y yo les comenté que notamos el incremento de las separaciones a partir de mayo hasta octubre. Pero es verdad que la decisión de poner fin a una relación sentimental, puede ser tomada en estas fechas con ocasión de tener más tiempo libre dos personas que durante el año distraen sus problemas con sus ocupaciones.

Es desagradable que una relación llegue a su fin en días que son para disfrutar en pareja y con hijos. Los hijos son los que no comprenderán el desenlace, por mucho que se lo expliquen. Y esto me recuerda una entrevista a la escritora Isabel Alende que leí recientemente, en la que explicaba que su actual matrimonio se salvó por los pelos, gracias a la insistencia de su pareja para que fueran a un terapeuta: para él hubiera sido ya la tercera vez. Ella vive en San Francisco. Aconsejo a los matrimonios que lo estén pasando mal, que se den una oportunidad aunque las vacaciones no sean buenas.

El correo de Andalucía,4 de septiembre 2006.

Otros artículos de interés